Albóndigas veganas de tofu y avena

albondigas veganas

Estas albóndigas veganas de tofu y avena no tienen nada que envidiar a cualquier receta de albóndigas tradicionales.

Cómo hacer albóndigas veganas caseras

Muy sencillas de preparar y deliciosas, tanto para comer en bocadillo como en plato con la salsa que más te guste. Mi favorita para las albóndigas es la salsa de tomate casera con zanahoria, cebolla y albahaca fresca.

El tofu, lo amas o lo odias. ¡Yo lo amo mucho! Se trata de un derivado de la soja tradicional de la cocina oriental. Se prepara con semillas de soja, agua y solidificante o coagulante. Se podría decir que el queso es a la leche de vaca lo que el tofu es a la bebida de soja.

El alto aporte en proteínas completas del tofu, lo hace un alimento muy valioso en dietas vegetarianas y veganas.

Receta de albóndigas veganas en salsa

Puedes preparar estas albóndigas veganas con salsa de tomate como yo o preparar otro tipo de salsa con cebolla y verduras o incluso comerlas en bocadillo (Joey’s style). También las puedes añadir a la pasta o una sopa de verduras (receta) a modo de pelota vegana.

¡Espero que te animes a probarlas y me cuentes qué te parecen!

Prep. time: 20  |   Cook time:  15   |   Raciones: 19 uds.
INGREDIENTES

100 g de copos finos de avena
10 g de harina de maíz
125 g de tofu ahumado firme
70 g de tomate concentrado
1 cebolla
1 cucharadita de pimentón ahumado
1 cucharadita de sal
Pimienta negra
Levadura nutricional (opcional)
Aceite de oliva virgen extra
2 cucharadas de harina de garbanzo + 4 cucharaditas de agua
Pan rallado*

*Puedes rallar el pan que se te haya quedado duro. Así podrás obtener un pan rallado de mayor calidad si éste es integral. 

PROCEDIMIENTO

1. En un bol mezcla los copos de avena, la harina de maíz, el pimentón ahumado, la pimienta negra, la levadura nutricional y la sal.

2. Añade el concentrado de tomate e integra bien la mezcla. Reserva.

3. Con una batidora tritura el tofu ahumado y pica la cebolla muy fina. Añádelo a la mezcla de los copos de avena. Mezcla bien hasta lograr una masa compacta.

4. Con las manos, coge porciones iguales de masa y dales forma de albóndiga.

5. En un bol pequeño mezcla la harina de garbanzo con el agua. Ves humedeciendo las albóndigas y rebózalas con pan rallado (puedes hacerlo directamente con harina integral o harina de garbanzo y saltarte el paso de humedecerlas).

6. Pásalas por la sartén con un poco de aceite de oliva virgen extra, añade tu salsa favorita y ¡listo!

La despensa de esta receta

Si quieres más ideas de recetas sustitutos a la carne saludables, te dejo algunas aquí:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .